Exigen al Supremo anular la sentencia de pena de muerte a Miguel Hernández


ImprimirPDF
Alejandro Soler, alcalde de Elche, junto a Lucía Izquierdo y Mª José Hernández

Coincidiendo con el Centenario de la muerte del poeta Miguel Hernández, sus familiares y la Comisión Cívica para la Recuperación de la Memoria Histórica de Alicante han presentado este miércoles, al amparo de la nueva Ley de Memoria Histórica, un recurso ante el Tribunal Supremo solicitando la revisión y anulación de la sentencia de pena de muerte dictada contra él por el Tribunal Especial de Prensa el 18 de enero de 1940. Acompañan nuevas pruebas documentales que, según el asesor jurídico de la familia y de la citada Comisión, "podrían haber cambiado la sentencia".

La sentencia de pena de muerte contra Hernández está contenida en el Consejo Sumarísimo 21.001, y fue conmutada después por una pena de 30 años que nunca llegó a cumplir, pues a los 31 años de edad enfermó de tuberculosis y murió en 1942 mientras cumplía condena.

El pasado martes, 6 de julio, en la sede del Club Internacional de Prensa en Madrid, los miembros de la Comisión Cívica; la nuera del poeta, Lucía Izquierdo; la nieta, María José Hernández Izquierdo; y el alcalde de Elche, Alejandro Soler, entre otros, ofrecieron una rueda de prensa en la que el asesor jurídico de la Comisión, Carlos Candela, transmitió su confianza en conseguir la anulación de la sentencia, a diferencia de lo ocurrido en anteriores intentos similares ante el Supremo, como en los casos de las familias de Salvador Puig Antich o Julián Grimau.

"La diferencia es que nosotros sí adjuntamos nuevas pruebas", explica Candela. "Creo que tenemos el material que exige la Ley de la Memoria Histórica para que el recurso sea admitido, se nos escuche y se consiga la anulación de la sentencia", sostenía, indicando que este tipo de procesos son "muy estrictos", y que el Tribunal Supremo no acepta "argumentos valorativos", sino "pruebas o documentos nuevos".

Por ello, desde la Comisión se volcaron en buscar algunos de los avales que tanto conocidos del detenido como personajes ilustres de la época habían redactado acerca de su personalidad. Y un reciente hallazgo documental del periodista alicantino Enrique Cerdán Tato (socio del Club Internacional de Prensa) les ha empujado a impulsar el recurso judicial.

Un juez de Orihuela abrió en 1939 un proceso contra el poeta simultáneo al que le acabó condenando a muerte en Madrid. En la instrucción, el secretario de la Jefatura Provincial de la Milicia de Falange en Valencia, Juan Bellod Salmerón, testifica en favor de su amigo preso.

El sumario en el que aparece ese documento es la nueva prueba en la que la familia basa su recurso. Lucía Izquierdo explicó asimismo que "no es suficiente" con la Declaración de Reparación y Reconocimiento Personal de Miguel Hernández que el Gobierno entregó a la familia el pasado 26 de marzo, en el año en que se cumplen cien años de su nacimiento. La nuera del escritor ha agradecido a la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, la deferencia mostrada, pero también ha señalado que "no era suficiente", que era necesario "algo más: que se anulase la condena a muerte que tiene injustamente Miguel Hernández".

Reivindicar la inocencia del poeta

Así, hace apenas dos meses, encontraron el aval del secretario de la jefatura provincial de la milicia de la Falange Española Tradicionalista (FET) y de las Juntas de Ofensiva Nacional Sindicalista (JONS) de Valencia, Juan Bellod Salmerón, dentro de un nuevo sumario, independiente del primero hallado.

Por su parte, el portavoz de la comisión, Enrique Cerdal, destacó que desde 1990, momento en el que se encontró el sumario 21.001, en el que se le condena a muerte al poeta, el proceso de búsqueda ha sido "laberíntico" y ha llevado a que hace unos meses se rescatase un segundo sumario, en el que se encontró este aval "que podría haber cambiado las cosas".

En esta línea, Candela señaló que de haberse dado a conocer este testimonio, podría haberse anulado la condena. En el aval, Bellod Salmerón califica a Hernández de "inmejorable persona" y garantiza "su conducta y actuación, así como su fervor patriótico y religioso".

La nuera del poeta concluyó solicitando a los jueces que "se haga justicia", y que estudien el informe entregado, para que puedan dictar lo que tenían que haber dictado, que Miguel Hernández es "inocente".


  • Noticia relacionada: Solicitan al Tribunal Supremo la anulación de la pena de muerte contra Miguel Hernández de 1940