Desayuno informativo con Alon Bar, Embajador de Israel en España


ImprimirPDF
Alon Bar, Embajador de Israel en España

Alon Bar, Embajador de Israel en España ha participado en un desayuno informativo en el Club Internacional de Prensa en el que ha repasado distintos aspectos de actualidad informativa de su país.

En relación al reciente acuerdo internacional sobre el programa nuclear iraní, Alon Bar se ha mostrado escéptico sobre las verdaderas intenciones de las autoridades de Irán y ha afirmado que “no queremos ser un obstáculo, no queremos que fracase, pero no podemos celebrarlo porque no creemos que aleje la amenaza de Irán en la región”.

El Embajador de Israel ha recordado que los países que han negociado el acuerdo no están en la zona. A su juicio, “la geografía dicta el nivel de confianza  y la posición de Irán sobre Israel o su apoyo a grupos terroristas parece que no ha cambiado mucho. En los próximos meses veremos si el acuerdo cambia la realidad de Irán, no sólo la imagen”, ha dicho.

Acerca del nuevo presidente iraní, Hasán Rouhaní, considerado como más moderado que su predecesor, Mahmud Ahmadineyad, el diplomático israelí considera que “podría ser positiva, pero no sabemos si una cara más dialogante constituye un cambio”. Además ha indicado que “los presidentes en Irán no tienen la última palabra, el margen democrático lo definen los ayatolás”.

Alon Bar considera que 2013 ha sido un buen año para Israel  porque ha habido poca violencia, se ha producido un crecimiento económico importante y se han reanudado las negociaciones con los palestinos. En este sentido ha señalado que “no es fácil, es complicado, pero creo que Palestina puede ser un Estado”. En cuanto a las negociaciones, ha querido restar importancia al tema de los asentamientos israelíes en territorios palestinos. “Si llegamos a un acuerdo sobre las fronteras los asentamientos no serán un problema. Están en juego cosas mucho más importantes”.

Preguntado por el futuro de países como Egipto, Libia o Siria ha reconocido su poca capacidad para prever el futuro, aunque ha asegurado que “los países en situación de caos no son buenos vecinos”.

En cuanto a la percepción que se tiene en España de su país, el Embajador cree que “la opinión publicada es bastante crítica con Israel. Se ha creado una cultura en la que te dicen en voz baja que apoyan a Israel. Se paga un precio por apoyarnos y no al revés. Pero la prensa más crítica con Israel está en Israel”. Sobre las relaciones entre ambos países ha destacado que aunque “tenemos diferencias de opinión, las relaciones son buenas. España es un país amigo”.